jueves. 08.12.2022

El inversor Pablo Fernández entra como principal inversor de Gravity Wave para convertirla en la mayor startup social y medioambiental de España

El cofundador de Clicars, Pablo Fernández, comprometido desde sus inicios con la limpieza de los Océanos, entra a formar parte de la junta de Gravity Wave con una participación del 21% con el objetivo de impulsar su labor a nivel nacional e internacional y escalar el impacto de los océanos
 
El inversor Pablo Fernández entra como principal inversor de Gravity Wave para convertirla en la mayor startup social y medioambiental de España
El inversor Pablo Fernández entra como principal inversor de Gravity Wave para convertirla en la mayor startup social y medioambiental de España

Gravity Wave es la startup social y de impacto medioambiental que, a través de la limpieza de plásticos de los mares y puertos, permite a las empresas comprometerse con una causa que tiene un impacto real en el medio ambiente, sin olvidar sus objetivos de negocio. En tres años, cuentan ya con más de 85 empresas que se han unido al compromiso Plastic Free Oceans. Ahora, dan un importante paso en su camino, con la incorporación del reconocido empresario Pablo Fernández como socio del 21% de Gravity Wave.

Además de empresario, Pablo Fernández es un nadador de aguas abiertas que lleva años trabajando en la concienciación sobre la limpieza de los mares a través de varios Récords Guinnes de natación dónde da visibilidad a la contaminación causada en los océanos, como es el caso del récord de nado más largo en el océano con 250 kilómetros. De hecho, con este récord se comprometió a limpiar 250 toneladas de plástico en el océano.

La presencia de Pablo en la junta de administración de Gravity Wave supone un hito significativo que impulsa la labor de reducir la contaminación plástica de mares y océanos. “A Pablo llegamos gracias a otro inversor, Juan Casals, directivo de finanzas sostenibles del BBVA, en junio de 2020. Pablo estaba buscando invertir en un proyecto de limpieza de mares y océanos, lo que nos hizo darnos cuenta de que era el match perfecto”, explica Amaia Rodríguez, CEO y cofundadora de Gravity Wave.

Una vez que Amaia y Julen comenzaron a conocer y a colaborar con Pablo Fernández, hubo claramente un punto de inflexión en Gravity Wave. "Julen y yo no teníamos la experiencia de haber emprendido algo así antes, y tener a Pablo como mentor y/o asesor, un emprendedor de éxito que ya ha cometido muchos fallos y sabe qué no hay que hacer, además de su visión estratégica y de negocio, fue lo que Gravity Wave necesitaba y ha necesitado. Nos ha acompañado en los peores momentos, en los mejores, en las decisiones más complicadas y también en las más estratégicas, y eso es lo que sigue haciendo. Poner a nuestra disposición un conocimiento que vale oro”, añade Amaia.

Más allá de su faceta como nadador, Pablo es un gran emprendedor. Es cofundador de Cliclars, empresa líder en venta de coches por internet con +€500 millones de facturación y de Clikalia, empresa líder en venta de casas online que levantó la ronda más grande de la historia de España con 460 M€. Además, realiza continuamente inversiones en startups de impacto social que se dedican a preservar los oceános, como es el caso de Gravity Wave, llegando a tener ya un total de 60 inversiones.

“Tras nadar por medio mundo he visto el terrible impacto de los 8 millones de toneladas de plástico que se vierten al océano cada año, en especial en nuestro querido Mar Mediterráneo, donde nado y entreno desde niño y que es el Mar más contaminado del Planeta. Conocí a Julen y Amaia en 2019 cuando estaban comenzando el proyecto y enseguida me enamoré y me uní como inversor al proyecto. Hoy, tras 3 años de vida, Gravity es una empresa rentable que crece a triple dígito siendo ya los #1 en limpieza del mar Mediterráneo”, explica Pablo Fernández.

Sus experiencias observando el terrible impacto que provoca el plástico en mares y océanos, es lo que le ha llevado a hacer una nueva inversión e incrementar su participación en la empresa hasta el 21% del capital y a unirse al consejo de administración. Sin duda, este hecho supone un gran impulso para que Gravity Wave se convierta en el mayor referente de emprendimiento social en España y un ejemplo de que es posible combinar la creación de riqueza empresarial haciendo el bien a la sociedad y al medioambiente.

Por último, cabe destacar que Pablo Fernández, en su empeño por concienciar sobre la importancia de cuidar los océanos (que suponen hasta el 70% del planeta), ha conseguido varios Récords Solidarios siempre para dar visibilidad a la importancia de cuidar la fauna marina y la salud de los mares y océanos, más allá del de los 250km: nadar con tiburones a los que se les lanza carnaza en el mar para demostrar que la verdadera amenaza no son los tiburones sino la sobrepesca y la contaminación o nadar 100 km cerca de la costa de Florida para recaudar fondos para ayudar con las consecuencias que la contaminación y la sobrepesca está teniendo en las especies marinas más vulnerables, entre otros muchos récords.

En definitiva, acabar con la contaminación de los mares y oceános y preservar la salud de la fauna marina está en las manos de todos, cualquier acción cuenta.

El inversor Pablo Fernández entra como principal inversor de Gravity Wave para...
Comentarios